La cleptomanía es un trastorno del control de los impulsos cuya característica esencial es la frecuente dificultad  para controlar los impulsos de robar cualquier objeto, aun cuando no sea necesario para el uso personal o por su valor económico.